Existimos “nosotros” y “los nuestros”, nuestra estirpe…

by

Son realmente cómicos quienes se esfuerzan en negar la existencia de las llamadas “razas humanas”.  Primero definen lo que según ellos es “raza” y luego… encuentran que el factor o factores diferenciales entre razas son irrelevantes…

Según ese criterio igualitario y relativizante yo voy a afirmar que los “ricos” no existen, como tampoco existen los “pobres”, pues es irrelevante la diferencia de fortuna entre CIEN EUROS y MIL MILLONES DE EUROS… cuando esas cifras se comparan con cantidades casi infinitas de trillones y billones de trillones de euros…

Y además… es que resulta que según Jesucristo y, también, según la experiencia histórica de miles y hasta decenas de miles de años de historia de la “humanidad” (concepto discutible) sobre el planeta Tierra…” los pobres siempre estarán entre vosotros…”…

 Y es evidente que si algún poder despótico tratara de igualar la fortuna o la economía de los ciudadanos de un Estado… se estaría cometiendo un abuso de poder que sería  una realidad tan antiigualitaria como la desigualdad que trata de eliminar…  En fin… que estamos ante un problema que no existe y no se debe plantear… : la desigualdad forma parte de la naturaleza de las cosas, como la diversidad y, por tanto, también las razas “humanas”…

Dicho sea todo lo anterior como colofón o se se quiere introducción a un post muy iluminador y clarificante que he leído en el excelente blog  CÍRCULO IDENTITARIO NIETZSCHE:

LAS RAZAS HUMANAS SÍ EXISTEN

(Escrito para unos tiempos extraños en los que hay que fundamentar hasta lo más obvio y lo más increíble se da por bueno sin más).
____

Es necesario problematizar el hecho de que la ideología dominante propague sin descanso el discurso de la inexistencia de diferentes razas en la especie humana. De hacer caso a este relato hegemónico resultaría que esta peculiar especie sin subespecies, es decir sin razas, constituye una rara excepción en la naturaleza, sobre todo entre las epecies con un mínimo de complejidad. No es en la biología donde los defensores de la inexistencia de razas humanas encontrarán fundamento. En la especie humana se presentan genes polimórficos y genes no polimórficos. Son los primeros los que nos interesan aquí. Estos son llamados así por ser susceptibles de presentarse en distintas formas, cada una de las cuales es denominada alelo. En la especie humana existen poblaciones que difieren entre sí notablemente en la frecuencia de aparición de determinados alelos, referidos lógicamente a los genes polimórficos (únicos que presentan alelos), y este hecho hace que el genotipo y el fenotipo (o apariencia externa) de los miembros de estas poblaciones consideradas grupalmente diverjan entre sí. Eso es, ni más ni menos, una raza, una subespecie de una especie inclusora. Es importante clarificar bien cada concepto para no terminar confundiéndolos y llegar a conclusiones manifiestamente erróneas. Así, un error frecuente de los propagandistas de la ideología dominante, que trabaja insistentemente para imponernos una especie de consenso racial según el cual sólo habría una raza, la “raza humana”, es la confusión entre especie y raza.

¿Cómo se llegan a constituir las poblaciones definidas que denominamos razas? Aún admitiendo la tesis, en discusión, de que la especie humana tuvo un origen sincrónico y común en África, y de que se parte en principio de individuos similares en lo que aquí tratamos, nadie informado puede negar la realidad de las mutaciones espontáneas, la selección natural en función del medio sobre estas mutaciones, la deriva génica y la endogamia dentro de grupos físicamente separados o dentro de grupos relativamente cercanos pero dotados de sanciones sociales que llevan hacia esta endogamia. Éstos son los principales elementos que crean, siempre admitiendo, como se ha dicho, la aún cuestionada tesis monogenista, las distintas razas humanas existentes en la actualidad.

Una raza es un grupo genético real pero difuso, y este hecho es fuente de error de muchos inadvertidos. Es decir, en virtud de un común origen, o de la existencia de fronteras moderadamente permeables entre los distintos grupos raciales, o de ambos factores, la manifestación del hecho racial no ocurre necesariamente como exclusión, es decir, como presencia o no de determinado alelo o número de alelos en cada grupo racial, sino como tendencia (si bien es notorio el hecho de que determinados alelos siempre están excluidos para determinados grupos raciales). Cada raza tiene una tendencia central, genotípica y fenotípica, alrededor de la cual oscilan los miembros de la raza. Esa tendencia es distinta a la de otros grupos raciales aunque permita cierta convergencia individual en alguna o algunas características entre elementos situados en estándares extremos respecto de su propia tendencia central. Este hecho último no representa ningún argumento en contra de la existencia de las razas ni ningún descubrimiento reciente que la biología no conozca desde hace mucho: se enmarca bajo el concepto de clina. No hablamos por tanto de categorías exactas ni discretas, pero sí tendenciales y consistentes. Y esto a pesar de la constatación por parte de los genetistas de la existencia de zonas de cambios genéticos abruptos.

De todo lo anterior se deduce que una raza es una población que difiere respecto a las demás en frecuencias de alelos en muchos sitios genéticos, siendo esto causa de efecto fenotípico en los miembros de dicha población, configurados de una manera particular en lo que a características físicas (externas o internas) concierne.

Publicado por León Riente en 9/01/2010 07:54:00 PM 21 comentarios
Etiquetas: ,
Anuncios

Etiquetas: ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: